Visita nuestra página de Facebook
Visita nuestro perfil de Twitter
Visita nuestro canal de YouTube

Esta web incluye contenido para personas sordas

COMUNICACIÓN

Noticias

Mensaje de la Fundación CEPAIM con motivo del Día Internacional del Migrante

Programa Integral para la inclusión la dinamización comunitaria y la participación social en zonas de inclusión social. Financiado a cargo del IRPF. Fundación CEPAIM.

18/12/2013

Hoy día 18 de Diciembre, “Día Internacional del Migrante”, desde la  Fundación Cepaim, Acción Integral con Migrantes queremos estar muy cerca de todos los hombres y mujeres que, desde sus proyectos migratorios, están contribuyendo al desarrollo de nuestras ciudades y de nuestros barrios. Muy cerca de las miles de personas inmigrantes que desde el desarraigo están sufriendo las duras consecuencias de esta profunda crisis económica, social y de valores.

Hoy Fundación Cepaim quiere recordar que todos podemos ser protagonistas de una historia de inmigración o de emigración, que todos podemos ser víctimas del desarraigo, de la exclusión, de los prejuicios, de los estereotipos frente a las diferencias del otro. Es por ello por lo que desde Cepaim queremos invitar a todos los migrantes a dejarnos su historia migratoria en la web ¿vienes o vas? www.vienesovas.org. Entra durante todo el año 2014 y déjanos tu maleta, las emociones y experiencias de tu trayectoria migratoria, de tu viaje, de tu experiencia y comparte tu experiencia con los otros, con nosotros.

Hoy queremos recordar al conjunto de la ciudadanía que la Declaración del Diálogo de Alto Nivel sobre la Migración Internacional y el Desarrollo de Naciones Unidas en su Declaración final de octubre de 2013, nos recuerda la importante contribución de los migrantes y de la migración al desarrollo de los países de origen, tránsito y destino, así como la compleja interrelación entre la migración y el desarrollo, reconociendo la importante función que han desempeñado y desempeñan los migrantes en el desarrollo de los países de origen, tránsito y destino, planteando la necesidad de mejorar las percepciones de la opinión pública respecto de los migrantes y la migración.

Nos sumamos a la necesidad de promover y proteger de manera efectiva los derechos humanos y las libertades fundamentales de todos los migrantes, independientemente de su estatus migratorio, en especial los de las mujeres y los niños, y de ocuparse de la migración internacional mediante la cooperación y el diálogo a escala internacional, regional o bilateral y la aplicación de un enfoque integral y equilibrado, reconociendo las funciones y responsabilidades de los países de origen, tránsito y destino en la promoción y protección de los derechos humanos de todos los migrantes, evitando aplicar enfoques y medidas que pudieran incrementar su vulnerabilidad.

Denunciamos que las cuchillas colocadas en las vallas de Ceuta y Melilla atentan contra los derechos humanos y seguimos exigiendo su inmediata retirada.

Compartimos la enérgica condena de los actos, manifestaciones y expresiones de racismo, discriminación racial, xenofobia y las formas conexas de ignorancia contra los migrantes y los estereotipos que a menudo se les aplican, entre otras cosas por motivos de religión o creencias, e instamos a los Estados a que apliquen y, si procede, refuercen las leyes vigentes cuando ocurran actos, manifestaciones o expresiones de xenofobia o intolerancia contra los migrantes, a fin de acabar con la impunidad de quienes cometen esos actos

Trasladamos nuestra preocupación de que en el actual contexto de crisis social y económica y de valores, se tenga la tentación política y ciudadana  de endurecer nuestros discursos públicos en relación a la inmigración y a reducir significativamente los presupuestos destinados, desde las diferentes administraciones públicas, a las políticas que construyan procesos de integración y convivencia.

Pensamos que nos equivocaremos si en el contexto actual centramos el punto de mira de nuestras políticas migratorias exclusivamente en la gestión de las fronteras exteriores y no cambiamos el foco, el punto de mira, hacia la gestión de las nuevas fronteras interiores que se están creando en nuestras ciudades, en el paisaje de nuestros barrios segregados, en donde confluyen la realidad de la multiculturalidad y la exclusión.

Nos equivocaremos si no apostamos, también en época de crisis, por una política migratoria que ponga el acento en construir los procesos de integración de las personas inmigrantes, en fabricar el edificio de la convivencia entre personas de diferentes culturas, en las ciudades y en los barrios, creando vínculos, redes sociales, espacios de relación y comunicación entre la población autóctona y la inmigrante y gestionando los conflictos para avanzar colectivamente.

Consideramos que hoy más que nunca, debemos apostar por una política migratoria en Europa que ponga en valor la apuesta por la integración intercultural, reforzando el instrumento del Fondo Europeo para la Integración, con mayores recursos y con mecanismos de gestión que permitan e impulsen las acciones dirigidas a la construcción de la convivencia. Una política migratoria en España que ponga en valor el Plan de Ciudadanía e Integración, los planes autonómicos y locales, desarrollándolos y dotándolos de más recursos humanos y económicos destinados al cumplimiento de sus objetivos.

En este contexto, debemos situar en la centralidad de las políticas migratorias, tanto a nivel europeo, como estatal, la acción comunitaria intercultural a nivel local, entendiendo por acción comunitaria, el hecho de que la comunidad, el conjunto de la ciudadanía participe de manera activa, como parte central, en el diagnóstico de las necesidades  y en la definición de soluciones a los problemas de su localidad, de su barrio.

< Volver