Política sobre cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio, de acuerdo a tus hábitos de navegación.

Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en nuestra Política de Cookies.

Plataforma de ONG de Acción Social | Noticias | Un estudio de la Fundación Secretariado Gitano alerta de que el derecho fundamental a la educación de la juventud gitana no está suficientemente garantizado
X Solidaria. En tu Declaración de la Renta marca 'Fines Sociales' III Plan Estratégico del Tercer Sector Social Ciudadanía Activa

Esta web incluye contenido para personas sordas

Noticias

Entidades miembro

Un estudio de la Fundación Secretariado Gitano alerta de que el derecho fundamental a la educación de la juventud gitana no está suficientemente garantizado

El estudio pone de manifiesto la amplia brecha entre el alumnado gitano y no gitano: el índice de fracaso escolar es 51 puntos mayor.

El fracaso escolar se ceba con el alumnado gitano. Según el estudio un 64% del alumnado gitano de entre 16 y 24 no concluye los estudios obligatorios frente al 13% del conjunto del alumnado. La diferencia con respecto al alumnado general es de 51 puntos. El índice de abandono escolar temprano de la juventud gitana se sitúa en el 63,7%.

"La educación es un derecho fundamental que tiene que estar garantizado y este estudio pone de manifiesto que para la juventud gitana no lo está. Las administraciones tiene que dar solución a esta situación, poniendo en marcha medidas de compensación, de apoyo y de refuerzo educativo adaptadas a las necesidades del alumnado gitano", dijo Isidro Rodríguez, director de la FSG.

Los gitanos quieren y pueden estudiar, y el programa de apoyo y refuerzo educativo de la FSG "Promociona" es una prueba de ello. En el curso 2012/2013, el 73,5% del alumnado gitano de 4º de la ESO culminó con éxito su educación obligatoria.

Compartir en Facebook Compartir en Twitter Imprimir noticia

El fracaso escolar se ceba con la juventud gitana, el índice de abandono escolar del alumnado gitano es 51 puntos mayor que el del alumnado general. Y su índice de abandono temprano de las aulas se sitúa en el 63,7%. Estas son dos de las principales conclusiones del informe El alumnado gitano en Secundaria: un estudio comparado, elaborado por la Fundación Secretariado Gitano en colaboración con Unicef Comité Español, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, que se ha presentado esta mañana en Madrid.

La educación es un derecho fundamental que tiene que estar garantizado y este estudio pone de manifiesto que para la juventud gitana no lo está. Las administraciones tiene que dar solución a esta situación, poniendo en marcha medidas de compensación, de apoyo y de refuerzo educativo adaptadas a las necesidades del alumnado gitano”, dijo Isidro Rodríguez, director de la FSG, durante la presentación del estudio.

“Poder comparar en un estudio la situación educativa del alumnado gitano con la del alumnado general puede servir como punto de referencia desde el que instituciones autonómicas, estatales y europeas evalúen si las políticas que están desarrollando realmente son efectivas”, apuntó Mónica Chamorro, directora del departamento de Educación de la FSG.

El estudio –elaborado a partir de 1.600 entrevistas- destaca que pese a que ha habido avances en los últimos 30 años, la escolarización generalizada de las niñas y niños gitanos y una visión más positiva de la educación y de la escuela por parte de la comunidad gitana han posibilitado que se estén alcanzando mejores niveles educativos, aunque queda mucho camino por recorrer para garantizar la igualdad.

Por ejemplo, a los 18 años se detectan diferencias sustanciales en las tasas de escolarización entre alumnado gitano y el resto del alumnado: a esta edad, estudia el 71,1% del conjunto de jóvenes, mientras que ese índice baja hasta el 20,8% entre la juventud gitana.

Otro dato del estudio que pone de relevancia la brecha educacional es el porcentaje de “ni-nis”: el 43,3% de los chavales gitanos y gitanas entre 15 y 19 años ni estudia ni trabaja, mientras que si hablamos de la población general el índice es del 12,8%.

“Pese a los datos arrojados por el informe, en la FSG sabemos que el alumnado gitano quiere y puede estudiar, y los resultados de nuestro programa de apoyo y refuerzo educativo ‘Promociona’ son una prueba de ello”, aseguró Mayte Suárez, directora de la FSG en Extremadura.

Promociona involucra, no solo al alumnado gitano, sino también a los distintos agentes que participan en el proceso educativo de los menores: las familias, los centros escolares y otros agentes educativos y sociales. El objetivo es aumentar las tasas de éxito escolar en el último ciclo de Educación Primaria y en Educación Secundaria Obligatoria, y promover la continuidad en estudios postobligatorios, y los datos nos dicen que lo estamos consiguiendo”, dijo Suárez.

El éxito escolar del alumnado gitano, es posible. “Es cierto que queda mucho camino por recorrer pero desde la FSG vemos que la comunidad gitana han protagonizado muchos logros en las últimas décadas y eso nos anima a seguir trabajando por la inclusión de las personas gitanas. Ahora hablamos de igualdad en educación Secundaria, y ya no de alfabetización o de educación en niveles primarios. Del informe también se desprenden datos positivos como que el 95 % de la población gitana considera la educación un vehículo muy importante para obtener el éxito o que el  60 % de los jóvenes gitanos, entre 18 y 24 años, se reincorpora a los estudios como una alternativa para encontrar una mejor salida al mercado laboral”.

Agenda

Mes siguiente
Mes anterior

Recibe nuestras novedades

(un email al día como máximo)

con la colaboración de

Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad

© 2016 Plataforma de ONG de Acción Social | Aviso legal | P. cookies

c/ Tribulete nº 18, 1º 28012 Madrid
Tel: ( +34) 91 535 10 26 | Fax : ( +34) 91 535 05 82
Email: info@plataformaong.org